Construyendo un mundo sensocentrista

Blog para crear conciencia sobre las injusticias cometidas contra los animales no-humanos y promover un cambio de mentalidad y hábitos para que se erradiquen las mismas. Contacto: sensovegan@yahoo.es

Emulando a los animales no-humanos: soy animal cuando me conviene

Posted by flex en mayo 25, 2006

Un argumento utilizado de manera recurrente para justificar una de las tantas consecuencias del especismo antropocéntrico (concretamente matar animales no-humanos para comer) es el siguiente:

¨Los animales no-humanos matan individuos de otra especie para comer, ergo, si un  humano mata a un individuo de otra especie para comer este humano está actuando éticamente¨

En este caso se establece que las conductas de los animales no-humanos pueden servirnos como modelo para decidir si un acto es éticamente aceptable.

Una manera de responder a este argumento es enfrentándolo directamente estableciendo las razones por las cuales las conductas de los animales no-humanos no deben servirnos de modelo para establecer nuestra ética. En otras palabras establecer porque de la premisa:

¨Los animales no-humanos realizan el acto X¨

no se sigue la conclusión:

¨Si un humano realiza el acto X entonces dicho acto es éticamente aceptable¨

Y otra manera (que es la que voy a utilizar en este caso) es aceptar el argumento como correcto y evidenciar que lleva a conclusiones que él/la que planteo dicho argumento considera inaceptables.

Ejemplo:

En acuariofilia (1) se recomienda que cuando una hembra de guppy (Poecilia Reticulata) esté embarazada (2) y a punto de parir se le separe del resto de individuos porque sino los alevinos (así se denomina a las crías de los peces) corren peligro de ser devorados por sus compañeros de especie. Más aún, en ciertos casos, a pesar de que  la hembra embarazada se separa, los alevinos corren peligro ya que la misma hembra frecuentemente devora sus propios/as hijos/as. Es por eso que en esta afición existen métodos y dispositivos que permiten que apenas nazcan los alevinos sean separados inmediatamente de la madre para evitar su desaparición. Este modelo se cumple para otras especies de peces ovovivíparos (2) como los Espada (Xiphophorus helleri) o los platys (Xiphophorus maculatus) que pertenecen a la misma familia del guppy, a saber, la familia Poecilidae (3).

Ahora revisemos la argumentación inicial (que vamos a aceptar como correcta, es decir que asumiremos que la premisa de la cual parte implica necesariamente la conclusión a la que llega):

Premisa: ¨Los animales no-humanos realizan el acto X¨

Conclusión: ¨Si un humano realiza el acto X entonces dicho acto es éticamente aceptable¨

A continuación situemos en lugar de X la conducta descrita en el ejemplo de los peces (que es un caso particular de X):

X= matar individuos de la misma especie para comerlos

Claramente obtenemos la siguiente conclusión:

¨Si un humano mata otros humanos para comer entonces dicho acto es éticamente aceptable¨

Aquí encontramos dos posibilidades:

I) Que la persona que planteó el argumento original esté de acuerdo con esta conclusión y por lo tanto su argumento no es rebatible utilizando la vía que acabo de desarrollar. Por ello se tendría que utilizar la vía directa a la que hice mención al inicio y si a través de esa vía no se logra entonces buscar otras vías o aceptar el planteamiento ofrecido como válido.

II) Que la persona que planteó el argumento original no esté de acuerdo con esta conclusión ante lo cual a su vez existen dos posibilidades:

a) Que acepte que su argumento es inválido ya que conduce a una conclusión que él/ella mismo/a no acepta con lo cual se llegaría a un acuerdo.

b) Que establezca las diferencias entre la conclusión a la cual él/ella pretende llegar y la conclusión que hemos demostrado que su argumento implica de tal forma que su planteamiento se mantenga (4).

Entonces tenemos:

Conclusión que la persona quería alcanzar: ¨si un  humano mata a un individuo de otra especie para comer este humano está actuando éticamente¨

Conclusión adicional que implica su argumento: ¨si un  humano mata a un individuo de su misma especie para comer este humano está actuando éticamente¨

Dado que las conclusiones sólo se diferencian en el hecho que la primera se refiere a humanos y la segunda a animales no-humanos, para poder seguir sosteniendo su posición la persona en cuestión debe fundamentar porque establece esa diferenciación entre humanos y no-humanos.

Sin embargo cuando se llega a este punto comúnmente se recurre a respuestas como:

¨No es lo mismo¨

¨Es diferente porque es humano¨

¨No seas demagogo/a, ¿cómo puedes comparar un animal (no-humano) con un humano?¨

En los tres casos anteriores se utiliza una falacia denominada elusión de la carga de la prueba que consiste en afirmar algo sin proporcionar los fundamentos para afirmarlo.

En otros casos se afronta el problema y se intenta justificar esta diferencia. Los argumentos ofrecidos son muy variados sin embargo en el presente texto no pretendo analizar cada uno de ellos pero intentaré realizarlo en otra oportunidad. (5)

(1) Aclaro que la acuariofilia es una afición que utiliza a peces como recursos para satisfacer los fines humanos y evidentemente participar en dicha actividad es apoyar su explotación de manera directa. Quiero dejar en claro que no estoy haciendo apología de esta práctica sino solamente utilizando datos de la misma para utilizarlo como ejemplo.

(2) Los guppys (también conocidos como lebistes) son peces que a diferencia de la mayoría de las otras especies de peces no son ovíparos sino que las crías se desarrollan dentro del cuerpo materno. Sin embargo, a diferencia de los mamíferos, no se desarrollan libremente sino dentro de huevos los cuales se generan por fecundación interna y no externa como en la mayoría de los peces. Por ello a este grupo de peces se les denomina ovovivíparos y no simplemente vivíparos como a los mamíferos.

Martty, H. A. (1989) Lebistes Editorial Albatros (57-59)

(3) Rojas, E. (1990) ¨El cola de espada – swordtail (Xiphophorus helleri) ¨ Challwa (revista de acuarismo)  Año 1, Número 1 (18-22)

(4) En realidad para rebatir su argumento no es necesario este punto. Basta demostrar que él/ella no acepta una de las conclusiones de su argumento para rebatirlo (método demostrativo conocido como reductio ad absurdum) ya que los argumentos deben ser aplicados universalmente. En otras palabras, aun si a través de la opción (b) que expongo se lograra demostrar que hay una diferencia fundamental moralmente relevante para diferenciar animales humanos y no-humanos, el argumento que presento al inicio seguiría siendo inválido (asumiendo que no acepte todas las conclusiones que implica). Es decir el intento de demostrar esa diferencia entre humanos y no-humanos formaría parte de un nuevo argumento o argumentos independientes del original que presento en este texto.

 (5) Ya he analizado uno de los argumentos en el siguiente texto: Las justificaciones del especismo antropocéntrico. Parte 1: razonamiento.

10 comentarios to “Emulando a los animales no-humanos: soy animal cuando me conviene”

  1. David Estellés said

    Aceptar como correcta la relación que expones…

    Premisa: ¨Los animales no-humanos realizan el acto X¨
    Conclusión: ¨Si un humano realiza el acto X entonces dicho acto es éticamente aceptable

    … no tiene demasiado sentido. Valorar la bondad de una acción en función de si la realizan otros seres sería aceptar que la ética es relativa y, por tanto, que todo vale, pero valorarla en función de los actos de unos seres que no son agentes morales ya es la repanocha.

  2. jose said

    Como dices, siempre se emplean aquellos ejemplos que más nos convienen: “el león y la gacela”, etc. y además sólo algunos aspectos de sus comportamientos, pues los leones también se comen a veces a las crías ajenas y no he oído a nadie que utilice el ejemplo de sus apreciados leones para justificar su canibalismo. Otro punto curioso es que también hay animales no-humanos que no se comen a otros. También está el caso de todos los animales humanos que cometen todo tipo de barbaridades con otros humanos… según el argumento inicial estaríamos justificados a hacer lo mismo que cualquier otro haya hecho anteriormente, y si nadie lo ha hecho, estaríamos sentando un precedente que serviría de excusa para los siguientes.

  3. flex23 said

    He agregado una nota a pie de página al texto original para hacer una aclaración ya que de lo contrario se podría pensar que hay un pequeño error en el razonamiento que presento. Es la número 4:

    (4) En realidad para rebatir su argumento no es necesario este punto. Basta demostrar que él/ella no acepta una de las conclusiones de su argumento para rebatirlo (método demostrativo conocido como reductio ad absurdum) ya que los argumentos deben ser aplicados universalmente. En otras palabras, aun si a través de la opción (b) que expongo se lograra demostrar que hay una diferencia fundamental moralmente relevante para diferenciar animales humanos y no-humanos, el argumento que presento al inicio seguiría siendo inválido (asumiendo que no acepte todas las conclusiones que implica). Es decir el intento de demostrar esa diferencia entre humanos y no-humanos formaría parte de un nuevo argumento o argumentos independientes del original que presento en este texto.

  4. Je. Algunos sólo se comparan con los animales (no-humanos) cuando les conviene.

    Creo que también se producen violaciones en el colectivo animal no-humano (no recuerdo qué especies), el león es capaz de matar a sus crias para poder copular de nuevo con la hembra, existen especies no humanas caníbales…

    Vamos, que según ese razonamiento estas actitudes también podrían ser consideradas correctas en los humanos.

    De todos modos, creo que el problema aquí expuesto tiene el problema de que intuitivamente se suele asumir que lo correcto es lo habitual. La gente se suele agarrar a las conductas habituales de los no-humanos para justificarse, si eso conviene a sus intereses, y no suele ver problema en ello. Las otras conductas (canibalismo, infanticidio, violación), como no son habituales no les interesan. Piensan: “excepciones siempre las ha habido” o algo así, y con eso se quedan tranquilos pensando que la actitud de depredación es habitual -y por lo tanto normal- y las otras actitudes, no.

    En fin, que es un problema difícil de salvar. Por cierto, escribí un artículo sobre este tema en mi blog:

    Saludos veganos.

  5. Anónimo said

    ESTO ES HORRIBLE AQUI NO SE HALLA LO Q UNO BUSCA

  6. flex23 said

    Je, ¿¿y que buscas??

  7. 2825HELLO said

    NO ENTIENDO VINE AQUI A BUSCAR UNA INFORMACION Y COMO RESPUESTA ALGO QUE NO SE RELACIONA EN NADA A LO QUE YO ESPERABA O QUERIA

  8. namesless said

    No puede ser éticamente aceptable en este punto: el sujeto pasivo(el que está en potencia de ser comida) puede decidir no querer servir de alimento. Si éste no quiere ser servir de alimento, no existe moral por abstracción del reino animal, o entes superiores, que justifique tal hecho.

    Es un razonamiento totalmente absurdo. Además de atentar contra la moral, lo hace a la razón en cuanto razón.

  9. me parese muy bueno porq soy un chico de tan solo 14 años ja en este dia estaba trabajando para un trabajo de biologia yy me aporto mucho gracias por este espacio que nos permite para conocer un poco mas de nuestro planeta .aparete no me llevo la materia de biologia jajaja gracias .PODIAN VENIR A MI COLEGIO A DAR UNA CHARLA? QUE LES PARESE GRACIAS
    LUCIANO SANCHEZ
    ARGENTINA

  10. flex said

    Hola te envié un mail al respecto.

    Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: